Embarazo y Maternidad

Menú navideño para embarazadas – COMIENDO RICO Y SEGURO EN NAVIDAD

Comienza la temporada de Navidad y como es costumbre en millones de familias, ya hay que ir pensando en la cena especial del 24 de Diciembre. Aunque en esta fecha se tiene por costumbre degustar una amplia variedad de platillos, las mujeres embarazadas deben restringirse un poquito debido a su estado. Y es que ciertos alimentos y bebidas que abundan en las fiestas, (pescado, carnes frías, huevos, alcohol, etc.), definitivamente no son los más apropiados para las madres en espera.

Por suerte hay deliciosas alternativas que preparar para estas fechas. ¡Checa las sugerencias que te brindamos para una riquísima cena navideña! (100% aptas para el embarazo).

Canapés y bocadillos

  • Patatas con ajo morado y romero. Nada como unas deliciosos patatas en gajos aderezadas con aceite de oliva y especias. Son fáciles de preparar y su sabor te encantará desde el primer momento; además, el ajo morado en específico ha demostrado ser muy beneficioso para las embarazadas, pudiendo prevenir afecciones peligrosas como la preclampsia.
  • Champiñones con queso. Los champiñones son otro aperitivo saludable que se lleva bien con infinidad de ingredientes, siendo los quesos el más común. Puedes rellenarlos o preparar un bol para mezclar ambas cosas, a modo de crema caliente. Es muy importante que solo consumas queso pasteurizado.
  • Volovanes de verdura. Usualmente se usa el marisco en estas fechas, pero si tienes tus dudas, te sugerimos conseguir la pasta de volaban y rellenarla con una mezcla selecta de vegetales. Puedes agregar queso y/o salsa para darles sabor.
  • Berenjenas rellenas. Otro bocadillo ideal y versátil es la berenjena, que puedes rellenar a modo de empanada. Agrégale queso, arroz, pollo o champiñones, y hornéala antes de servir. Verás que sabor tan estupendo.

Platos entrantes

  • Ensalada de manzana o vegetales. Desde luego, las ensaladas no pueden faltar en la cena. La más común es la de manzana, que le da un toque dulce a los platillos principales; no obstante, siempre puedes improvisar con los vegetales que más gusten a tu familia.
  • Crema de zanahorias con queso. Siempre se agradece un plato caliente en esta temporada y pensamos que esta suculenta crema, preparada a base de zanahorias, leche y algo de patatas puede ser perfecta como entrada. Añádele unos cubitos de queso o cordones de pan para acompañar.
  • Arroz con zucchini. Nada como un rico arroz para comenzar a disfrutar con el menú de Navidad. Te recomendamos cocinarlo como de costumbre y acompañarlo con rebanadas de zuchini (calabacín) para darle un toque exótico y muy rico.
  • Pasta con aderezo. La comida comodín por excelencia son las pastas, perfectas para cocinarse cuando andas corta de tiempo. Un toque de pesto, de salsa bechamel o de verduras, o de queso parmesano, le dará a la tuya un sabor exquisito.

Platos principales

  • Pavo relleno. Comenzamos con una opción clásica pero infalible, cuyo relleno admite varios ingredientes, desde las cerezas hasta la carne picada con frutas. Eso sí, aléjate de los rellenos que contengan alcohol, ya que ese es un ingrediente muy común en platillos como este.
  • Pato a la naranja. Otro plato suculento que de seguro te fascinará probar, es el clásico pato aderezado con jugo de naranja, el cual le da un toque jugoso y muy sabroso a la carne. Acompáñalo con puré de patatas, vegetales o pan calientito.
  • Cordero en salsa de romero y ajo. Si no quieres consumir carne de aves, aprovecha para dorar unas chuletas de cordero y agrégales una salsa que esté llena de sabor. Seguro terminarás chupándote los dedos.
  • Pierna de cerdo. La pierna de cerdo se cocina en su propio jugo y es una comida ideal cuando estás cansada de comer pavo, o buscas una carne que no sea seca. La salsa de ajo y romero también se lleva de maravilla con este platillo.
  • Cóctel de camarones. A pesar de que no es lo ideal consumir comida de mar durante el embarazo, se vale darte un gusto en Nochebuena, siempre y cuando haya sido cocinada de manera apropiada. Imprescindible que todos los mariscos que consumas provengan de sitios confiables y hayan sido cocidos antes de servirse.

Postres

  • Gelatina navideña. Un postre rico, ligero y dulce que va muy bien con todas las comidas y además es muy típico en estas fechas. Puede ser de agua o de leche, a ir acompañado por nueces o algo de fruta.
  • Pastel o pan de frutas. Esta delicia tradicional de países anglosajones, cada vez se consume más en otras partes del mundo. Su dulce sabor y su textura suave, sin duda serán el remate perfecto para una cena en familia.
  • Buñuelos con azúcar y miel. Los buñuelos son un postre muy típico en Latinoamérica, hecho a base de masa frita. Lo normal es acompañarlos con un chorrito de miel y azúcar, pudiendo estar fríos o calientes.
  • Churros con chocolate. Si disfrutas más de los postres calientes, una opción excelente son los churros recién hechos, que puedes acompañar con una taza humeante de chocolate y malvaviscos. Los churros además se pueden aderezar con salsa de cacao, mermelada o leche condensada.
  • Trufas de chocolate. Nada como una buena dosis de cacao para consentir a todas esas chicas que van a ser madres; especialmente porque el embarazo puede convertirte en un torbellino de emociones. Las trufas son un postre fácil de preparar, pudiendo elaborarse a base de galletas molidas y una cobertura de chocolate con leche, blanco o amargo.

¿Qué no deberías comer en Navidad si estás embarazada?

Menú navideño para embarazadas - COMIENDO RICO Y SEGURO EN NAVIDAD 1

Por cierto, antes que te olvides, ¿nos apoyarías con un like? De esta forma nos apoyas a seguir publicando de forma gratuita.😀

La época navideña se caracteriza por un montón de platillos y aperitivos deliciosos para disfrutar en familia. Pero cuidado, muchos de ellos podrían afectar el desarrollo de tu bebé si no tienes cuidado; estos son los que deberías evitar a toda costa en la cena navideña:

  • Pescados y mariscos crudos.
  • Carnes frías y embutidos.
  • Huevos sin cocer.
  • Verduras sin lavar, ni cocer.
  • Lácteos no pasteurizados.
  • Sal en exceso.
  • Cafeína y alcohol.

Esta Navidad, el bebé que esperas será sin duda el mejor regalo de todos. Así que asegúrate de su bienestar cuidando de lo que comes en las fiestas. 😉

Nuestro puntaje de los lectores
Calificación: 4 (1 Votos)

Deja tu voto para que el autor sepa cuánto te gustó.

Acerca del autor

Eve

¡Sé el primero en comentar!

Clic aquí para Comentar